Opositor con discapacidad podría terminar en prisión

SANTIAGO DE CUBA.- El pasado 22 de enero el opositor cubano Alexis Sabatela Ugarte fue atacado por dos hombres que lo golpearon hasta dejarlo inmóvil en el suelo. El evento, que tuvo lugar en Nuevitas, provincia de Camagüey, le provocó varias lesiones en el rostro, dificultad para respirar y fuertes dolores en el resto del cuerpo.

“Me dieron un puñetazo por detrás y caí, entonces comenzaron a patearme por todos lados. El médico certificó que me habían partido la boca y nariz, además de un desvío del tabique nasal. Hasta hoy me falta el aire y tengo dolores en la dentadura y en el pecho”, contó el activista a CubaNet.

opositor
Foto cortesía

Ese día Alexis estuvo en casa de un amigo hasta cerca de las 9:30 p.m. Pocos minutos después de marcharse, cuando apenas había caminado una cuadra, se cruzó con una niña que iba corriendo en dirección contraria a él. Más adelante lo abordó un desconocido que le preguntó si la había visto.

“Yo le respondí que sí y enseguida otro llegó corriendo por detrás. Este último fue quien me golpeó y tiró al suelo. Luego los dos continuaron agrediéndome, hasta que una mujer que pasaba comenzó a gritarles para que me soltaran”, relató.

A duras penas el opositor logró levantarse y regresar a la casa de su amigo, que al ver su estado lo llevó al policlínico, relató. Allí le hicieron rayos X para determinar el carácter de las lesiones, y a continuación el médico llamó a la policía para que le tomara declaraciones.

Desde entonces, el Departamento Técnico de Investigación, que procesó la denuncia por lesiones, ha citado en dos ocasiones a Sabatela, pero a casi un mes del hecho las indagaciones no han arrojado ningún resultado.

Para Laritza Diversent, directora del Centro de Asesoría Legal CubaLex, esta demora injustificada en la resolución de la denuncia significa que: “las autoridades no están investigando con la debida diligencia y por tanto constituye una violación de derechos humanos”.

“El Estado tiene la obligación de investigar, o de lo contrario, será responsable de los actos que hayan cometido los particulares”, manifestó la abogada.

Por otra parte, Alexis señala que, en medio de la golpiza, uno de los jóvenes dijo ser el hermano de la niña y lo acusó de haberla perseguido. Al respecto, el activista aseguró ser “un hombre honesto e incapaz de acosar a cualquier persona”.

Con sus palabras coincidió el periodista independiente Ricardo Fernández Izaguirre, quien lo describió como “un luchador cubano por los derechos humanos que lleva en carne propia las marcas de un régimen represivo”.

opositoropositor
opositoropositor
opositoropositor

“No puedes caminar una cuadra a su lado sin que alguien conocido lo salude con cariño. Todo esto a pesar de las acusaciones que se han inventado en su contra para denigrarlo”, concluyó Fernández Izaguirre.

Desafortunadamente esta no es la primera vez que Alexis es golpeado e injuriado. En marzo de 2016 fue agredido por un extraño cuando salía de una fiesta, en horas de la madrugada.

“En esa ocasión un hombre se me abalanzó y sin más comenzó a golpearme, hasta el punto de provocarme un trauma cerebral; casi me mata”, confesó.

En ese entonces, el opositor fue hospitalizado debido a dicha lesión y le realizaron una resonancia magnética que determinó un Hematoma Epidural Laminar Izquierdo. Esta condición trajo consigo una serie de secuelas que se han convertido en discapacidades físicas casi irreversibles.

“El hematoma Epidural puede darse por diversas causas, entre ellas, un traumatismo como el que sufrió este paciente a causa de los fuertes golpes que recibió en la cabeza”, explicó a CubaNet el doctor Roberto Serrano Delis.

“La lesión ha desencadenado otras afecciones relacionadas como la Mielopatía Compresiva (compresión de la médula espinal), Hiperreflexia Osteotendinosa (reacciones aumentadas a los estímulos en los tendones), inconsistencia urinaria y disfunción sexual erectil”, aclaró el galeno.

Por tales limitaciones, Serrano Delis también cree imposible que Sabatela haya podido correr detrás de la menor en cuestión. Esto porque presenta una debilidad progresiva en sus miembros inferiores, que lo hace caminar muy lento.

A pesar de eso, el temor del activista a ser inculpado de un crimen que no cometió tiene base en lo que sucedió dos meses después de la golpiza de 2016.

En mayo de ese año Alexis fue detenido por pintar unos grafitis en contra del régimen, y solo por eso fue acusado por Daños a la Propiedad y Desacato. Ese mismo día también le informaron que su agresor lo había acusado por Abuso Lascivo.

“Me dijeron que ese hombre había declarado que yo le toqué los glúteos a su mujer, cuando ni siquiera los conozco”, aseguró.

Nunca antes del arresto las autoridades le habían notificado a Sabatela Ugarte que existía tal denuncia en su contra, por ende, tampoco lo citaron o interrogaron.

Al tercer día de la detención fue víctima de un juicio sumarísimo donde no le permitieron dar declaración a uno de sus testigos; no pudo defenderse y tampoco contó con representación letrada. En esta misma vista, Alexis también fue juzgado por otros “delitos” y resultó condenado a una sanción conjunta de tres años de prisión.

Entretanto, la denuncia por lesiones, misma que el opositor había hecho en contra de su atacante, está “pendiente porque quedan cosas por investigar”, según le comunicaron; y a día de hoy continúa sin resolverse.

“Evidentemente a las autoridades cubanas no les interesa la seguridad ciudadana y menos cuando se trata de opositores. El Estado no está tomando las acciones pertinentes para enjuiciar a los culpables, y por lo tanto no está respetando el derecho de las víctimas a la justicia. Esa impunidad representa un mensaje negativo para la sociedad”, recalcó Diversent.

Todavía no existe una acusación en contra el opositor, pero debido a su situación hace unos días CubaLex lo asesoró para que presentara una queja en la Fiscalía Municipal de Nuevitas debido a las irregularidades en el proceso.

Allí fue recibido por la Fiscal Gisela, de Atención a la Ciudadanía. La misma le repitió que “por ahora no está acusado y por eso no tiene la necesidad de designar abogado”, que era una de las observaciones del documento. Dicho esto, la funcionaria se negó a firmar la petición.

Alexis dejó claro que no cree en las casualidades, y está seguro de que las manos de la Seguridad del Estado están detrás de todo.

“Si lo que me ha pasado no tiene nada que ver mi postura política, ¿porque en cada interrogatorio siempre sale a relucir mi trabajo con el Observatorio Cubano de Derechos Humanos?”, cuestionó.

Recibe la información de CubaNet en tu celular a través de WhatsApp. Envíanos un mensaje con la palabra “CUBA” al teléfono +1 (786) 316-2072, también puedes suscribirte a nuestro boletín electrónico dando click aquí.

The post Opositor con discapacidad podría terminar en prisión appeared first on Cubanet.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *